martes, 4 de enero de 2011

Pluma ibérica de Guijuelo

Últimamente nos topamos en los restaurantes con piezas de carne de cerdo ibérico que son dificiles de ubicar. Hablo de la cruceta, el secreto,  la presa o  el falso secreto. Son sencillas de cocinar porque tienen alta infiltración de grasa y si se sazonan correctamente a la brasa o a la plancha resultan excelentes.




Hoy quiero presentaros la pluma, una pieza de unos doscientos gramos que es la parte anterior del lomo de cerdo. Tradicionalmente se ha utilizado en el lomo embuchado y en estos momentos es fácil de conseguir en las carnicerías.









Basta con filetearla, darle una pasada por la plancha y acompañar con la salsa que nos guste para tener un segundo plato rápido y exquisito.




2 comentarios:

extremeña (en su punto de sal) dijo...

Hola! De nuevo ando por tu cocina! Me encanta la carne de cerdo y partes como la pluma, el secreto...mmm, aun más! Y si ya hablamos de ibericos, ni te cuento!
Díselo a mi mario' que es carnicero especialista en cerdo, jaja!

ANGELICA BERTIN dijo...

Aqui vengo a probar esta rica receta se ve muy buena
besos