domingo, 2 de octubre de 2011

Esa explicación que os debo...y bizcochos de soletilla

El traslado no ha ido tan mal. Es verdad que durante un par de días nada estaba en su sitio, pero ¿ que es una mudanza sin esa sensación de que todo se ha perdido para siempre? Poco a poco todo fue volviendo a su lugar y heme aquí , en mi propio dominio, dispuesta a comenzar una nueva etapa y con los nervios en vilo esperando a mi 100 seguidor. 

Ya se que en muchos blog es tradición animar el momento con un sorteo, pero es que yo no soy muy amiga de las rifas ( en el colegio nunca me tocaba el álbum de cromos que sorteaba, y eso marca) y además, me gusta pensar que cada uno de los seguidores que tengo es alguien que un día, seguramente por casualidad, cayó por aquí, leyó un par de post y pensó, no está mal, y se apuntó. A todos y cada uno de ellos muchas gracias y a los que vengan... bienvenidos a esta casa.

¿ y por que HUEVOS VERDES CON JAMÓN?  Es que me encantan esas rimas que pueblan la literatura infantil inglesa y americana y crean personales tan entrañables como el cordero de Mary o nos hacen temer por el derrumbamiento del puente de Londres. En esa linea el premio Pulitzer Dr.Seuss compone una rima acumulativa en torno a Sam-I-Am y su amigo que no quiere probar los huevos verdes con jamón. 

Con una insistencia digna de un teleoperador, intenta que los pruebe en diferentes situaciones y lugares, encontrándose con una tajante negativa. Pero no se descorazona y sigue intentándolo hasta que finalmente su amigo descubre que le encantan los huevos con jamón y que quiere comerlos en todos los lugares que antes despreció.

Pues de eso va este blog. De lo importante que es probar para equivocarse y acertar. Para crear. Que no hay que dar nada por supuesto. Y sobre todo que es importante tener amigos que nos digan cosas que no queremos oír pero que al final, sabemos que son verdad. 

Y dicho todo esto.........a la cocina. A hornear unos facilísimos bizcochos de soletilla.



Ingredientes:
  • 150 gr de harina de fuerza
  • 125 gr de azúcar
  • 4 huevos
  • la ralladura de un limón
  • una cucharadita de levadura

Batimos juntos huevos, azúcar y ralladura de limón con una cucharadita de agua. Añadimos poco a poco la harina y la levadura tamizadas y obtenemos una masa bastante liquida.



Esta masa se mete en una manga pastelera de boca ancha. Cubrimos una bandeja de horno con papel de horno o un silpat. Precalentamos a 180º y dibujamos lineas paralelas y separadas en la bandeja. Horneamos aproximadamente 10 minutos hasta que están ligeramente dorados y retiramos con una espátula y dejamos enfriar en una rejilla. 



Buena semana a tod@s!!

4 comentarios:

Chez Silvia dijo...

Los empecé hacer hace un par de años y me gustaron tanto que no he vuelto a comprar!!! te han salido muy bien!!!Bss

Te de Ternura dijo...

No te preocupes por el SORTEO.
Aquí lo que interesa es seguir viendo estas bellas FOTOS Y RECETAS.
GRACIAS GUAPA, y FELIZ ESTANCIA en tu NUEVO DOMÍNIO.....

Mayte dijo...

Me faascinan! Además es un blog delicioso...volveré, gracias por descubrirme tu blog a través de mi cocina.

Besotes!

ORNI dijo...

Qué delicadas se ven esas soletillas y además parecen sencillas!!
Las fotos son geniales!!
Creo que me quedo en el blog para aprender un poquito más sobre cocina y fotografía.
Un saludo :-)