domingo, 29 de julio de 2012

Crepes

Esta es la receta de una amiga. Ella es francesa y a más a más, parisina aunque ella se quiera normanda. Vino hace unos días a hacernos una visita y desde entonces en casa huele a crepes.

Lastima que los macarons que trajo de Ladurée no dejaron su aroma, pero en la memoria cada bocado que uno toma se ordena en una especie de ranking gustativo, de tal manera que no hay percebes como los de aquel dia en Cebreiros o betzels como aquellos de Munich bajo la lluvia o... magdalenas como las que Proust recordaba.

Los macarons de violetas van a ser difíciles de superar. Y mientras tanto seguiré practicando con las crepes, que llevan más mantequilla en la sartén de la que yo pensaba.



Aprendiendo a girarlas en el aire y a intentar que queden sutiles y gustosas.  El relleno, es cosa vuestra, éstas son saladas y llevan una especie de salsa bolognesa, con poco tomate y champiñones, pero están estupendas con sirop de arce o con plátano y chocolate.

Y a ella le gustan de chorizo y embutido...

Ingredientes
  • 300 gr de harina
  • 3 huevos
  • 3 cucharadas soperas de azúcar (si van a ser saladas, eliminar)
  • 1 pizca de sal
  • 3 cucharadas soperas de aceite o 50 gr de mantequilla fundida
  • 30 cl de leche o aún mejor, de cerveza. O de una mezcla de ambas
Hacemos un pozo con la harina y añadimos los huevos, el azúcar, el aceite o mantequilla. Mezclamos y vamos añadiendo poco a poco el liquido para evitar los grumos. Debe quedar ligeramente untuosa pero no demasiado densa. Dejamos reposar unas horas. A veces es necesario añadir un par de cucharadas más de liquido antes de usar.

La sartén se unta bien de mantequilla. (Gracias Stephane por mi nueva sartén especial para crepes) y se calienta bien. La primera crepe siempre es para tirar aunque uno termine mordisqueandola mientras cocina.

Ya estoy esperando mi próxima lección de cocina francesa...






4 comentarios:

Veronica Cervera dijo...

Mato por unas ahora, jajaja.
Besitos,
Vero

Tuonela dijo...

Pues menuda pintaza y macarons de violeta... cuéntame más que me hago otra escapadita en septiembre :)

Por cierto, con esto del estrés, las visitas y demás se me pasó contestarte a lo del halloumi. Te he respondido ahora (más vale tarde que nunca :P), te lo copio aquí:

Aaay con tanto follón se me había pasado el comentario, mil perdones! El halloumi es un queso griego que se suele comer cocinado, en frío está como una goma de borrar pero una vez pasado por la plancha con un poco de aceitito... mmm... :)

Besos!!


Pues eso... besos!! :)

carmen dijo...

Me encantan los crepes, en mi casa es mi hija la que los hace, tengo que hacer tu receta, ya te contaré.
Me quedo como seguidora y te animo a que visites mi blog.
besos,

Ana y Blanca dijo...

En mi casa las crepes encantan!!
http://juegodesabores.blogspot.com.es/